LAS BAJAS LABORALES POR PATOLOGÍAS MENTALES MARCAN RÉCORD EN 2023.

El pasado año España registró un total de 597.686 bajas por incapacidad temporal relacionadas con la salud mental, más del doble que hace siete años, según el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, a través del Portal de Transparencia. Además, este número no ha dejado de aumentar desde la pandemia de la Covid-19.

Según información publicada por el diario ABC Antropía, el año 2023 el número de bajas se ha incrementado en un 13.6 % y después de las bajas por traumatismos, los trastornos mentales y del comportamiento suponen la segunda causa de baja por enfermedad común.

Según un informe del Observatorio Adecco, uno de cada tres trabajadores afirma que su salud mental ha empeorado en el último año. Prácticamente dos de cada 3 empresas creen que actualmente presentan mayor riesgo de padecer el síndrome del trabajador quemado (burnout) y 6 de cada 10 consideran que la renuncia silenciosa de los trabajadores también se ha incrementado.

El 64 % de las organizaciones considera que la principal causa de estrés entre sus trabajadores es la carga mental por el volumen de trabajo y reconocen que el acoso laboral es uno de los principales riesgos para la salud mental. En este sentido, casi la mitad de las empresas considera que cuando hay un protocolo de actuación, se mejora la transparencia y sensibilización de la organización
Por sexos, las mujeres son las trabajadoras que padecen más incapacidades temporales y las bajas entre personas jóvenes se ha disparado también desde la pandemia, siendo la mayor incidencia entre personas de 16 a 25 años, seguido del grupo de 26 a 35 años.A nivel mundial se pierden 12.000 millones de días de trabajo por ansiedad y depresión y 4 de cada 10 ciudadanos europeos padece algún tipo de trastorno mental. Por otro lado, la mitad de los trabajadores refieren sufrir estrés en su puesto de trabajo.

Según el Ministerio de Sanidad, en España, los problemas más frecuentes de salud mental son la ansiedad y los trastornos depresivos. La prevalencia de la ansiedad se sitúa en el 6.47 % (afecta a más de 4 millones de personas) y la depresión en el 5 %, con más de 2.5 millones de personas diagnosticadas. Además, es necesario tener en cuenta que este tipo de bajas se alargan en el tiempo una media de tres meses. Según el mismo informe de Adecco, el 80 % de las empresas españolas aseguran que las cuestiones de salud psicológica deberían tener mayor tratamiento en los acuerdos laborales.

Para las organizaciones sindicales, la problemática no se está tratando actualmente de forma adecuada y apuntan que estas patologías deberían incluirse dentro del listado de enfermedades profesionales, debido a que en muchas ocasiones están relacionadas con el trabajo. Asimismo, para solventar el problema, los sindicatos proponen la actualización de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales para adaptarla a las nuevas realidades del trabajo, introduciendo las medidas preventivas relacionadas con la salud mental y los riesgos específicos de la digitalización en la empresa.
Entre las peticiones de los representantes de los trabajadores se encuentra igualmente el refuerzo de la vigilancia de la salud mental en el entorno laboral. Por todo ello, desde las empresas se debe tomar conciencia de la relevancia que están tomando las enfermedades mentales entre la población trabajadora para tomar las medidas preventivas necesarias.

¿Necesitas ampliar información?

Textos legales

11 + 15 =

Artículos recientes

Categorías